Braliem Jousc, el verde. 15 años de periodismo cultural en Guatemala. Es el responsable de la agenda cultural diaria más completa del país, con recordatorios constantes de arte, cultura y ocio.
*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-**-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*


sábado, 17 de enero de 2009

Los libros de siempre


¿Suerte? A lo mejor, pero tuve un profe que descartó de su curso esos libros "clásicos" del nivel básico. Para mi resultó mejor porque, a su tiempo, me saboreé los "inmortales" títulos chapines y otros de la lite latina sin tener que pasar por esas estúpidaz pruebas de compresión de lectura (memorización de textos).

El jueves pasado, una nota en elPeriódico coincidió con un correo que recibí del Fondo de Cultura Económica en el cual promocionaba algunos de esos títulos a un precio, la verdad, accesible para ser un material impreso.

No cambio la experiencia de tocar, ver y oler un libro, pero para algunos a veces soy un pirata declarado, y creo que muchas de esas obras ya se pueden bajar de internet o vienen en esos famosos CDs que contienen no se cuántas miles de obras literarias clásicas.

2 comentarios:

el Kontra dijo...

Mano, yo de internet bajó de todo, música, licas, fotos... pero con los libros si soy chapado a la antigua.

Saludos men!!

Nancy dijo...

Me identifico con el Kontra. Yo soy fetichista, necesito tener el libro entre mis manos, olerlo, casi que saborearlo con los dedos y los ojos. mmmmmmmmmmmmmmmmmmm